No suelo hacer recomendaciones en este blog. No me dan nada por hacerlo, ni siquiera saben que lo voy a escribir, pero sin embargo, agradeceréis ésta, igual que lo hice yo.

ImatgeSe trata de un nuevo descubrimiento que hice ayer en Sitges, Hamburguesería El Santo, en la calle Josep Irla de Sitges, donde tuve la ocasión de degustar una hamburguesa que, hasta hoy, es la mejor que probé.

He estado en muchas hamburgueserías recientemente. En realidad aparentemente sería fácil hacer una buena hamburguesa, pero que todos los ingredientes sean al nivel del gurmet más exigente y que además sea a un precio muy razonable (unos 7-8€ cada hamburguesa) no lo es. Averigüé que el joven chef se llama Gipsy chef, otro gran descubrimiento por sí solo. Compra los chuletones de carne en el Norte, donde les dan masajes a las piezas y él las corta y las prepara, al igual que el pan, que se derrite en el paladar como una nube.

Mi elección y la de mi acompañante, que compartimos, fueron la Kikiriki (de pollo con pan de curry) y la Saint Tropez (ternera rellena de tres capas de queso, diría que eran brie, roquefort y chedar). Las patatas de acompañamiento, cortadas a gajos con piel y todo, cocidas al punto perfecto, por fuera y por dentro. Las acompañaban cuatro salsas: chili, curry (ambas caseras), ketchup para los clásicos y de la cuarta no me acuerdo.

Aunque el local es modesto, os recomiendo sentaros en el exterior, una pequeña terraza con dos mesas pequeñas sobre la calle.

¡Por cierto! La descubrí a través de la guía Toothpick Guide, donde la califican como “la mejor hamburguesería del mundo”.

@ClaraLapiedra